miércoles, 10 de agosto de 2016

64. Rara circunstancia

Quiero ser libre y cometer locuras, vencerle al tiempo y aplacar mis ansias.
Sueño con ser grande, con devolverle el favor a la vida, pero quiero hacerlo a mi manera, y eso conlleva un alto precio y mucho más esfuerzo.
Para unos soy una cosa, para otros lo contrario, para mí hay veces que ni lo sé, pero poco me importa ser esto o aquello, yo ya soy algo como tal y, demasiado consciente de ello, necesito avanzar.
Oponerme a todo, a lo que me ha tocado, sin rechistar, quejándome con la única razón de vencer a la queja y, aunque tras varios pasos tenga que recular otros tantos, seguir y seguir.
Noto el desgaste, aquí arriba y aquí dentro, por culpa de lo impuesto, por culpa de su moral y su ética, de la lógica, de la física…Tengo que adaptarme y aceptarlo, hay unas reglas, hay unos pros y unos contras, este es el juego.
Poco puedo hacer que tenga a mano, por eso escribo, es barato, rápido, accesible y calma un poco mi fuego, lo justo para estar otra semana más dando el callo.
Quiero mostrar, mostrarme, universalizar mi mirada, proyectarla algún día en el cielo y usar las estrellas a modo de ayuda…Ya dije que sueño con ser grande.
Rara noche en vela, rara circunstancia de la que siempre saco inspiración.

Otra basura más, igual que muchas antes, siempre digo lo mismo hasta ser pesado y cargante.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada